Endodoncia

¿Qué es la Endodoncia?

La endodoncia es un tratamiento para reparar o salvar un diente dañado, ya sea por caries o infección en vez de extraerlo de la encía. Consiste en quitar la zona dañada del diente (la pulpa), limpiarlo y desinfectarlo, y después empastarlo y sellarlo (lo que conocemos como un «empaste»). Las causas comunes que afectan a la pulpa: dientes agrietados, cavidades profundas, un tratamiento dental repetido o trauma.

El tratamiento, a diferencia de hace unos años años, no es doloroso y casi no se siente molestia al aplicar una anestesia local.

 


¿Por qué aparecen?

Normalmente se manifiesta en forma de caries, que es una enfermedad infecciosa que destruye los tejidos duros de las piezas dentales y suele ser provocado por:

 Bacterias.
 Factores genéticos.
 Consumo de gran cantidad de azúcar.
 Desgaste natural por el tiempo.


Ventaja de la Endodoncia

 Un diente tratado y restaurado puede durar toda la vida con el cuidado apropiado.
 Las endodoncias tienen una alta tasa de éxito.
 Son significativamente menos costosas que la alternativa, la extracción dental y el reemplazo con un puente o implante.


Procedimiento

1. Una infección profunda: La Endodoncia es necesaria si una caries daña la raíz del diente y se encuentra infectada o inflamada.
2. El dentista adormece el diente. Se hace una abertura a través de la corona del diente hacia la cámara pulpar.
3. Eliminación del tejido infectado/inflamado: Con limas especiales se limpia la infección y se saca la pulpa que se encuentra en mal estado por los canales.
4. Los canales se rellenan con un material permanente que los mantienen libre de la infección bacteriana.
5. Se procede a la restauración de la pieza dental mediante una corona y que le da aspecto natural.